Comienzan Juegos Olímpicos de Invierno en Corea del Sur

Redacción 102nueve febrero 9, 2018
Cortesía Reuters

Los grandes protagonistas fueron los atletas de las dos Coreas, que desfilaron juntos bajo una misma bandera.

Los XXIII Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang, en Corea del Sur, fue inaugurado con una ceremonia diplomática para celebrar la cita olímpica de casi 3 mil atletas, que competirán en deportes de hielo y nieve.

Con las dos Coreas desfilando juntas con la bandera de Unificación, hecho que marca un acercamiento histórico entre Corea del Norte y Corea del Sur, se hicieron presentes en el palco el presidente del Sur Moon Jae-in, la hermana del líder del Norte, Kim Yo-jong, el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence y el primer ministro japonés, Shinzo Abe.

La ceremonia ha sido valuada en 92 millones de euros. Hasta el 25 de febrero, Corea del Sur será el hogar de 2 mil 925 atletas 92 países del mundo, que llevan años entrenando para este evento.

Los deportistas competirán para obtener 102 medallas en 15 disciplinas, que abarcan esquí (de fondo, acrobático y alpino)  patinaje (artístico, de velocidad y de pista corta) snowboard, saltos de esquí, hockey sobre hielo, entre otros.

La delegación de Estados Unidos ha sido la más numerosa, con una gran representación femenina, con 424 atletas. Por otro lado, más de 168 atletas rusos compiten bajo una bandera neutral para participar como independientes, luego que el Comité Olímpico Internacional (COI) prohibiera la participación de Rusia, tras descubrir casos de dopaje en 54 deportistas.

La inauguración de los Juegos de Invierno fue presenciado por más de 35 mil espectadores. las imagenes más memorables abarcan desde el abanderado de Toga, Pita Taufatofua, que desfiló con el torso desnudo con temperaturas bajo cero, dos imitadores del presidente estadounidense Donald Trump y el líder norcoreano Kim Jong-un y la entonación de la canción tradicional “Arirang”, himno no oficial entre las dos Coreas y que narra la historia de dos amantes separados.

Cortesía Reuters